Sábado, 29 Julio 2017 20:55

Una heroína de estos tiempos

Por  Dayneris Mesa Padrón

En muchas zonas de Cuba el machismo es un rasgo fuerte, acentuado, tradicional, Biblia de quienes aspiran al mandato y al control de otras personas. Párraga, en la capital cubana, es una de estas áreas.
Por muchos años los índices de violencia de género y feminicidios fueron alarmantes para un espacio geográfico tan pequeño como este. La pluralidad de religiones, entre ellas algunas machistas por excelencia, como los abacuá, ha sembrado en la masa popular creencias respecto a lo que significa ser hombres y mujeres.
Desmontar estos estereotipos parece ser la clave para que la brecha de género disminuya y las personas de Párraga aprehendan nociones de equidad e igualdad social.
Bárbara Batte Guervara es especialista principal del Taller de Transformación Integral del Barrio en este municipio de Arroyo Naranjo y sabe que esta no es tarea fácil. Sin embargo, no deja de pensar y hacer por mejorar la situación de las mujeres y las niñas en su entorno.

Varios años al frente de este taller marcan una carrera incesante por desmontar estereotipos sexistas, maneras de violencia y formas de discriminación. Las primeras experiencias al respecto enfocaron sus objetivos en las mujeres adultas. Hoy se ocupa de inculcar saberes desde los niveles de la educación primaria, para niñas y niños de la comunidad.
"Trabajamos con el programa Educa a tu hijo, para que las propias mujeres eliminen estos estereotipos machistas en la educación que les brindan a sus hijos e hijas ?advierte Bárbara?. Muchas de ellas han dejado claro, en distintas encuestas, que a veces las mujeres somos tan machistas como los hombres. Además, algunas consideran que lo malo que les pasa es resultado de que hayan actuado incorrectamente".
Los complejos de culpa, de víctima, de ser inferior, es uno de los puntos de mira esenciales en estas enseñanzas, donde además existen herramientas para estimular a las mujeres a que alcancen su independencia económica y emprendan sus propios negocios.
"Sus aspiraciones se quedan por debajo de las de sus esposos. Cuando ellos tienen mayor poder adquisitivo, esto se acrecienta, pues son más sumisas. Realmente es difícil llegar a la intimidad de las parejas, del hogar, por eso nos hemos propuesto empezar desde edades tempranas.
"No obstante, hemos logrado que muchas identifiquen las distintas manifestaciones de la violencia, que en alguna medida cambien los roles al interior de la familia, que haya mayor apoyo de los hombres en las llamadas áreas femeninas..."
Bárbara Batte explica que expresan especial atención con las madres jóvenes y aquellas muchachas que dejaron los estudios. Para ellas buscan opciones de cursos sobre los oficios de su interés y luego las encaminan a emprender sus negocios particulares, o a asociarse con cooperativas no agropecuarias, en los casos en los que los financiamientos no son suficientes.
"El trabajo ha sido intenso porque ha implicado a toda la población, incluso con los abacuá, que es un grupo bastante machista y que se hace notar en nuestro territorio. Para llegar a ellos nos apoyamos en un líder comunitario y nos manifestaron que también están preocupados por la violencia creciente que existe en la zona. Aunque hace varios años que no tenemos feminicidios, sí hay lesiones; está el problema de la vivienda, la convivencia intrafamiliar y otros elementos que condicionan un clima tenso, sobre todo para las mujeres y las niñas.
"Entonces, si bien no podemos resolver problemas de índole material, sí orientamos y ayudamos en lo que podemos a partir de las uniones que tenemos con los médicos de la comunidad, con la iglesia católica de la Santa Bárbara, la protestante, la pentecostal..."
La actitud de Bárbara es un ejemplo para la sociedad y no por mera frase hecha. Guiar, encaminar y erradicar las acciones sexistas, machistas y violentas es una tarea de las heroínas de estos tiempos.

Visto 46 veces

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el Código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.